El degüello en la legislación islámica

El degüello en la legislación islámica:

Consiste en degollar al animal que cumple los requisitos islámicos antedichos.

Los requisitos para el sacrificio islámico:

 Allah ha hecho lícito el consumo de carne sacrificada por la Gente del Libro (los judíos y los cristianos) si degüellan sus animales de manera correcta.

  1. Que quien lo sacrifica sea musulmán, judío o cristiano, y que sepa cómo se sacrifica.
  2. Que se utilice un instrumento apto para el sacrificio, fino y cortante para que el animal se desangre y muera rápida y fácilmente, sin sufrimiento; por ello, se prohíbe todo acto de brutalidad durante su sacrificio, como matarlos de un golpe en la cabeza o a través de la electrocución.
  3. Se debe mencionar el nombre de Allah diciendo “Bismil-lah” en el momento de pasar el cuchillo.
  4. Cortar en el momento del degüelle la vena yugular, la arteria aorta, la laringe y el esófago, o por lo menos tres de estos cuatro.

Si se cumplen estos requisitos, el sacrificio será válido y el consumo de la carne sacrificada será lícito; de lo contrario, no lo será.