El llamado a la oración (adhán)

El llamado a la oración (adhán)

Allah ha establecido para los musulmanes que realicen el adhán para llamar a la gente al salat, como forma de anunciar el inicio del tiempo prescrito del mismo, y ha establecido el iqámah (lit. “establecer”) como anuncio de que el salat comenzará en ese preciso momento. Al principio, los musulmanes se reunían y esperaban el tiempo del salat sin que hubiera nadie que convocara a los orantes; un día decidieron hablar del tema, y entonces algunos de ellos sugirieron: “¡Utilicemos campanas como las que utilizan los cristianos!” Otros dijeron:

“¡No, mejor utilicemos un cuerno como el que utilizan los judíos!” Omar ibn Al Jattab (que Allah esté complacido con él) dijo: “Envíen a un hombre para que llame al salat”. Entonces dijo el Mensajero de Allah (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él): “¡Bilal, levántate y llama al salat!” (Al Bujari 579, Muslim377).

La forma de realizar el adhán y el iqámah:

  • El adhán y el iqámah son obligatorios para el grupo, no para quien reza solo, pero si este grupo no lo realiza, el salat aún es válido, aunque han cometido una falta.
  • Está establecido que se haga el adhán en voz alta, clara y agradable, para que la gente escuche y acuda a realizar el salat.
  • Existen diferentes fórmulas para hacer el adhán y el iqámah, todas llevadas a cabo por el Profeta (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él), pero la más conocida de ellas es:

El Iqámah:

  1. Allahu Ákbar, Allahu Ákbar, Allahu Ákbar, Allahu Ákbar (Allah es el más Grande, Allah es el más Grande, Allah es el más Grande, Allah es el más Grande).
  2. Ash hadu an la ilaha il la Allah (atestiguo que no hay divinidad excepto Allah).
  3. Ash hadu anna Muhámmadan Rasúlullah (atestiguo que Muhámmad es el Mensajero de Allah).
  4. Haia ala as salah (vengan a la oración).
  5. Haia ala al falah (vengan al éxito).
  6. Qad qamat is salat, qad qamat is salah (se ha establecido la oración, se ha establecido la oración).
  7. Allahu Ákbar, Allahu Ákbar (Allah es el más Grande, Allah es el más Grande).
  8. La ilaha il la Allah (No hay divinidad excepto Allah).

El adhán:

  1. Allahu Ákbar, Allahu Ákbar, Allahu Ákbar, Allahu Ákbar (Allah es el más Grande, Allah es el más Grande, Allah es el más Grande, Allah es el más Grande).
  2. Ash hadu an la ilaha il la Allah, ash hadu an la ilaha il la Allah (atestiguo que no hay divinidad excepto Allah, atestiguo que no hay divinidad excepto Allah).
  3. Ash hadu anna Muhámmadan Rasúlullah, ash hadu anna Muhámmadan Rasúlullah (atestiguo que Muhámmad es el Mensajero de Allah, atestiguo que Muhámmad es el Mensajero de Allah).
  4. Haia ala as salah, haia ala as salah (vengan a la oración, vengan a la oración).
  5. Haia ala al falah, haia ala al falah (vengan al éxito, vengan al éxito).
  6. Allahu Ákbar, Allahu Ákbar (Allah es el más Grande, Allah es el más Grande).
  7. La ilaha il la Allah (No hay divinidad excepto Allah)

Lo que se dice cuando el almuédano hace el adhán :

Es recomendable para quien escucha el adhán que repita lo que dice el almuédano, diciendo cada frase completa a excepción de cuando dice “haia ala as salah” y “haia ala al falah”; la persona que lo escucha debe decir: “La háwlah wa la qúwata ila billah” (no hay poder ni fuerza salvo en Allah).

Quien escucha el adhán debe decir después de haber hecho lo anterior: “Allahumma rabba hadihi id dawat it támmah, wa as salatu al qa imah, ati Muhámmadin il wasilata wa al fadilah wabazu al maqama al mahmuda al ladi wa ádtah” (Dios nuestro, Señor de este llamado completo y del salat establecido, otorga a Muhámmad la intercesión y la morada que desea en el Paraíso, resucitándolo en la posición alabada que le has prometido).